sábado, noviembre 11, 2006

Las corrientes oceánicas


Las corrientes oceánicas

Felix J. Palma

ALGAIDA EDITORES, S.A.

ISBN 8484338290







Tras la muerte de su hijo en un accidente de tráfico y el posterior abandono de su mujer, Alberto Ballesta no encuentra otra salida que el suicidio. Pero una vez que decide quitarse la vida, se pregunta si no le quedará algo por hacer en el mundo. Es entonces cuando descubre en la habitación de su hijo el puzzle que ambos dejaron sin acabar porque una de sus piezas se había extraviado.

Esta es la segunda novela que Felix J. Palma publica en su ya extensa trayectoria literaria. La primera era una especie de fix-up que tenía sus toques fantásticos. Palma ha surgido de la literatura fantástica y de ciencia ficción y son incontables los relatos que ha publicado cosechando un enorme éxito entre los aficionados al fantástico. Si pueden, lean “Los desprendidos”, publicada hace unos años en Artifex, que puede dar una idea muy fiel da las habilidades narrativas de este autor.

En Las corrientes oceánicas Palma despliega todo su buen hacer creando una historia potentísima y humana en la primera parte y de género con guiños al lector y reminiscencias de Sax Rohmer y las películas de serie B de los 50 y 60.

Existe un cambio de esquemas francamente desconcertante en el desarrollo de la historia. Mientras que la primera parte nos narra la profunda tristeza y desesperación de un padre por la muerte de su hijo, la segunda se centra en una búsqueda detectivesca de las solución de un enigma. El nexo común es el accidente sufrido pro el hijo fallecido. La desesperación de la primera parte da paso a un ansia del protagonista por permanecer vivo para averiguar quien o qué ha sido el causante del terrible suceso. Y lo descubriremos. Y lo descubriremos poco a poco y con mas trampas que en una película de chinos. Porque si bien el autor nos da pistas sobre varios de los personajes, oculta taimadamente algunas claves que podrían haber resuelto el misterio.

Como trama humana funciona perfectamente, y como novela de “misterio” lo hace a medias, aunque cumple sobradamente con su función. Sobresale la descripción absolutamente racional que hace uno de los protagonistas acerca de las sectas y de los fanáticos de ellas. En ese capítulo el autor se explaya sobre las incongruencias de ciertas creencias y las estupideces que pueden llegar a hacer sus acólitos.

De los pocos reproches que pueden hacerse a esta edición es que habría que corregir algunos defectos ortográficos y de expresión que incomprensiblemente se han deslizado en el texto. ¿Los correctores de estilo han desaparecido? Pues eso parece.

Por mi parte sólo me queda recomendar la lectura de esta interesante novela que obtuvo el XV Premio Internacional de Novela Luis Berenguer.

Félix J. Palma es un autor que hay que seguir muy de cerca.

© Alfonso Merelo 2006

2 comentarios:

SoL LuNaR dijo...

me has dejao to maikel...
hay que ver como nos entretenemos los humanos...

Alfonso Merelo dijo...

Pues tu mismo, pero no me he enterado de nada de lo que me dices. Seguro que es mi culpa, pero...